HOY, ¿ES POSIBLE UN MATRIMONIO PARA SIEMPRE?
Estábamos en una cena, seríamos unas 10 personas, el ambiente era agradable. Salió el
Hoy, ¿es posible un Matrimonio para siempre? 1 Mirándome, se quedó pensativa y
respondió: “Va a ser que sí...”
Yo, pensé, no lo diría tan alegremente...
HAY DOS PERSPECTIVAS:
Las estadísticas nos dicen que cada no sé cuantos instantes se rompe un matrimonio en
España. Ellos eran, me dijeron, el único matrimonio que persistía en toda su
urbanización; pues, poco después, ni ellos...
Por otro lado, leí hace poco en Internet que el Papa había recordado que el mundo, este
mundo, el nuestro, es el que Dios creó, es el que Dios creó, y contempló, y vio que era
bueno...
Y las dos perspectivas son verdad...
¿QUÉ ES EL MATRIMONIO?
Es un vínculo entre un hombre y una mujer, que es una unión única, exclusiva, fiel,
indisoluble, que permanece hasta la muerte y es un bien para cada uno de los cónyuges
y el fruto son los hijos. 2
LEGISLACIÓN CIVIL MATRIMONIAL ESPAÑOLA
Desde la Ley 30/1981 de 7 de julio nuestra legislación civil matrimonial no
reconoce que el matrimonio es indisoluble, al haber introducido el divorcio.
Desde entonces el artículo 85 del Código Civil determina:
“El matrimonio se disuelve, sea cual fuere la forma y el tiempo de su
celebración, por la muerte o declaración de fallecimiento de uno de los
c￳nyuges y por el divorcio”.
Una Ley de 2005 admitió el matrimonio homosexual.
En el 2012 el Tribunal Constitucional se ha pronunciado a favor de la
constitucionalidad de esa Ley del matrimonio homosexual.
Un periódico de tirada nacional decía: “será constitucional, pero no matrimonio...”.
CONGRUENCIA E INCONGRUENCIA DE LA LEGISLACIÓN CIVIL
MATRIMONIAL ESPAÑOLA
En España hay tres formas de contraer válido matrimonio. Así, los artículos 49,
60 y 61 del Código Civil determinan:
“Cualquier espa￱ol podrá contraer matrimonio...
1. Ante el Juez, Alcalde o funcionario señalado por este Código . Matrimonio Civil.
2. En la forma religiosa legalmente prevista...” Matrimonio según el rito de una
confesión religiosa inscrita, como tal, en el Ministerio de Justicia.
3. El matrimonio celebrado según las normas del Derecho Canónico o en
cualquiera de las formas religiosas previstas en el artículo anterior produce
efectos civiles.
El matrimonio produce efectos civiles desde su celebración...
Es decir, en el matrimonio canónico producen su matrimonio los propios contrayentes al
prestar su consentimiento matrimonial y el párroco lo recibe en nombre de Dios y de la
1 Para más información, me remito a “Nulidades Matrimoniales” , libro, 4ª edición digital, en:
www.autorescatolicos.org Dentro de él a Laicos. Dentro de él a Rosa Corazón.
2 Más información en “Cásate y verás”. Autora: Rosa Corazón. Editorial Marova. ISBN: 84-269-0461-O
1
Iglesia. En él el Estado lo único que ha hecho es reconocerle los efectos civiles, desde
su celebración. Por tanto, con congruencia jurídica el Juez Civil, en nombre del Estado
lo único que podrá hacer es echar marcha atrás en lo que hizo, es decir, determinar que,
desde una fecha, deja de reconocerle los efectos civiles que le reconoció a ese
matrimonio; pero no que lo disuelve, porque ni produjo ese matrimonio, ni recibió el
consentimiento, pues lo único que hizo es reconocerle efectos civiles.
Es congruente que en España no se obligue a casarse dos veces, por lo civil y por la
Iglesia, porque el matrimonio es uno, no dos. Aquí, me decía una amiga alemana, se ve
que tenéis raíces católicas, esto no pasa en mi país que se obliga a casarse primero por
lo civil y después por la Iglesia.
NO ES UNA SIMPLE PALABRA, ES LA ESENCIA DEL MATRIMONIO LO QUE
ESTÁ EN JUEGO.
El día anterior al pronunciamiento del T.C. a favor de la constitucionalidad del
matrimonio homosexual, un político de alto rango salió en TV afirmando que sólo se
trataba de la palabra matrimonio, no de privar de derechos a los homosexuales. Y esto
he visto que se ha repetido entre la gente.
No se trata de privar de derechos a los homosexuales; pero respecto al matrimonio, no,
no se trata de una simple palabra. Se trata de que la legislación civil matrimonial de
España reconozca o no reconozca y defienda o no defienda lo que es la esencia del
verdadero matrimonio.
DERECHOS Y DEBERES PARA TODO MATRIMONIO RECOGIDOS EN EL
CÓDIGO CIVIL.
Artículo 66. Los cónyuges son iguales en derechos y deberes.
Artículo 67. Los cónyuges deben respetarse y ayudarse mutuamente y actuar en
interés de la familia.
Artículo 68. Los cónyuges están obligados a vivir juntos, guardarse fidelidad y
socorrerse mutuamente. Deberán, además, compartir las responsabilidades
domésticas y el cuidado y atención de ascendientes y descendientes y otras
personas dependientes a su cargo.
El Código Civil, al menos en una parte, nos dice en qué consiste el Bien del Matrimonio
para nosotros, estableciendo derechos y deberes para los casados. Es decir, estos
derechos y deberes rigen tanto para el matrimonio canónico como para el matrimonio
civil, y es muy bueno conocerlos.
Cuento en mi libro “Cásate y verás” de un matrimonio ya mayor, que vinieron a verme
y les comenté esos derechos y deberes. La reacci￳n inmediata de ella fue: “repítelo,
repíteselo, que el marido y la mujer somos iguales en derechos y deberes. A ver si se
entera”. La pobre, debía estar ya un poco harta.
HAY QUE RECONOCER LA VERDAD Y DAR ARGUMENTOS A FAVOR DE LA
VERDAD.
Siendo profesora en la Universidad San Pablo-Ceu de Madrid, dando clase a alumnos
de 4º de Psicología y en el Master propio de Terapia de Familia sobre dos asignaturas:
Mediación en conflictos y Matrimonio, volví de un Congreso en el Vaticano de la
Academia Pontificia para la Vida. Tras una clase hablando sobre el valor de la vida
humana desde el instante de la concepción, una alumna andaluza me dijo: en las
anteriores vacaciones he estado hablando por teléfono durante una hora con una amiga
mía soltera, embarazada. No conseguí convencerla de que no abortara; pero ahora, tras
esta clase, sí tendría argumentos.
2
LA VERDAD ATRAE. EL MAL TAMBIÉN; PERO LA VERDAD ATRAE.
¿CUÁNDO NO ES AMORAL DIVORCIARSE O, SIENDO ABOGADO,
DEFENDER UN DIVORCIO?
El Catecismo de la Iglesia Católica, en el segundo párrafo del punto 2383 afirma:
Si el divorcio civil representa la única manera posible de asegurar ciertos
derechos legítimos, el cuidado de los hijos o la defensa del patrimonio, puede
ser tolerado, sin constituir una falta moral ”.
Habrá que ver, por tanto, caso por caso.
En un caso de fracaso matrimonial y necesidad de separarse, no da lo mismo ir a un
divorcio que no. Congruencia. Habrá que ver caso por caso.
AMOR Y MATRIMONIO
¿QUÉ ES EL AMOR?
Me preguntó en la entrevista Elica Brajnovic 3 , grabándome en directo.
Y le contesté:
“El amor...
Fuerte como la muerte es el amor. Es como un sello imborrable grabado en el
corazón... Esto lo dice la Sagrada Escritura, el Cantar de los Cantares.
Pero al mismo tiempo, el amor es frágil. Es, quizá, lo más frágil que hay en este
mundo. Y se puede romper, se puede perder, puede hacerse invisible... Y, si se espera y
se cuida, reaparecerá...
UNA BREVE Y APASIONADA PRIMERA CARTA DE AMOR
En los manuales de Don José Castán Tobeñas, Presidente del Tribunal Supremo y
Catedrático de Derecho Civil, este eminente jurista recogió en uno de los tomos de su
Manual de Derecho Civil Español, Común y Foral, la siguiente carta:
Peñafiel, a 24 de octubre de 1.915 .
Pacicos de mi vida: en esta primera carta de novios va mi testamento, todo para
ti, todo, para que me quieras siempre y no dudes del cariño de tu Matilde .”
Al año murió Matilde, y Pacicos se debió apresurar a llevar esa carta al Juez de Primera
Instancia para que ordenase su protocolización presentando, para ello, tal y como
exigían las leyes entonces vigentes, tres testigos que declarasen que no abrigaban duda
racional de que esa carta estaba toda ella escrita y firmada de mano de la propia
Matilde.
Así sucedió, en presencia de los que podrían haber sido los legítimos herederos de
Matilde, el Juez del Juzgado de Primera Instancia de Valladolid reconoció esa carta
como escrita por ella, admitió su valor de testamento ológrafo, ordenando que se
protocolizase en la notaria correspondiente (todo ello, aplicando las normas del Código
Civil español vigente en 1.915 para los testamentos ológrafos) y dictó Sentencia
reconociendo a Don José Pazos Vela Hidalgo (el famoso Pacicos, su novio gallego)
como legítimo heredero, por encima de cualquier otro, de la causante intestada, Doña
Matilde Corcho Arroyo
Posteriormente, el carácter de testamento ológrafo que había reconocido el Juez a esa
carta de novios se impugnó por parte de un sobrino y de una sobrina de Doña Matilde,
hijos de su hermana, los que hubieran heredado de Doña Matilde si no hubiera existido
esa carta.
3 Entrevista realizada por Elica Brajnovic a Rosa Corazón. Título: ¿Qué son Nulidades Matrimoniales?
En Servicio Medios Audiovisuales. CUN divulgación. Universidad de Navarra. Clínica Universitaria.
3
Pero el Tribunal Supremo, por Sentencia de 8 de junio de 1.918, reconoció esa carta
como verdadero testamento ológrafo y, por tanto, declaró que no había lugar a la
sucesión intestada a favor de los sobrinos de Matilde.
Esta fue la primera e histórica vez que el Tribunal Supremo de España reconoció una
carta de amor como un verdadero testamento ológrafo.
EL ABANICO
Ellos eran lo que podríamos considerar “una pareja bien avenida”, pero no por ello
veían las cosas del mismo modo.
Todos nos reímos al recordar aquellas situaciones en las que ella le daba unos
toquecitos con su pierna por debajo de la mesa y él, sin ningún recato, decía en público:
“Ahora debo estar metiendo la pata, porque mi mujer me da patadas por debajo de la
mesa”. Y ella, sonriente, se sonrojaba.
A veces manifestamos que falta comunicación en el matrimonio y nos preguntamos:
¿por qué?
La comunicación en el matrimonio, el diálogo en el matrimonio, es buscar juntos la
verdad. No, imponer al otro u otra mi opinión, quiera o no quiera. Si quiere por las
buenas, bien; y si no, por las malas. No nos engañemos, eso ni es comunicación, ni es
diálogo.
Dialogar es hablar, pero también es escuchar. Y a veces ¡qué difícil es escuchar!
En general, es más difícil escuchar que hablar; sin embargo, suele denotar más
inteligencia escuchar que hablar, porque el que escucha es el que aprende de los demás;
como también es síntoma de inteligencia saber abreviar, ser capaz de resumir yendo a lo
esencial.
Él era de Lopera, Jaén y ella cordobesa, una se￱ora “pizpireta” y “postinera”, palabras
que a todos nos recuerdan a la abuela, que tenía su vocabulario simpático y culto. Le
gustaba “acicalarse”, “componerse” con su colorete en polvos “un rubor”, la crema
abéñula para los párpados y el “plan belleza en siete días”...
Tuvieron una vida larga, él vivió más de 80 años y ella más de 90. Y en su vida hubo de
todo: cosas agradables y dolorosas, como sucede en todas las vidas, como sucede en
todas las familias.
Tuvieron una vida llena, con hijos y nietos. Uno de sus nietos es militar como él, y otros
muchos cordobeses, como ella.
Eran “un matrimonio bien avenido” y tuvieron una vida larga y tuvieron una vida llena.
Y él, militar y poeta, le escribió en su abanico este poema:
“Si el saber que tú me quieres
es mi ventura mayor,
también lo será la tuya
saber que te quiero yo.
Y como a verte dichosa
todo mi empeño dedico
quiero que leas mi querer
hasta escrito en tu abanico”
MANOLO
Y ella... lo miró toda su vida y lo guardó como un tesoro. Como se cuida el amor.
“HOY, ¿ES POSIBLE UN MATRIMONIO PARA SIEMPRE?
Sí, es posible, pero es difícil.
4
Hay que casarse bien y después, cuidarlo día a día como lo que es, lo más grande que
tenemos entre manos.
EL MAYOR ÉXITO QUE SE PUEDE CONSEGUIR EN ESTA VIDA
Un buen matrimonio es como un faro que proyecta luz hasta el lejano horizonte
haciendo bien a su alrededor.
Y en esta vida un matrimonio para siempre es el mayor éxito que se puede conseguir.
SI LA LEGISLACIÓN CIVIL MATRIMONIAL NO RECONOCE LA ESENCIA DEL
VERDADERO MATRIMONIO.
Supondrá que tengo que cuidar más aún mi matrimonio, la unión entre los dos, para
llegar al éxito tan deseado.
Rosa Corazón
Abogada Matrimonialista del Tribunal de La Rota y de Tribunales Eclesiásticos de
España.
Doctora en Derecho, con Doctorado Europeo.
Profesora.
Calle Sagasta nº 16, 3º izda 28004-Madrid
Teléfonos: 608 38 49 65 y 91 594 41 89
E-mail: rcorazon@terra.es
5